Ejercicios de espalda con un compañero

Visto 526 veces
Archivos y descripción

Aprende a fortalecer los músculos de tu espalda y hombros en tu casa y junto a un compañero, que puede ser un cuidador o un miembro de tu familia.

Continúa aprendiendo cómo ejercitarte y cómo ayudar a las personas mayores que quieran o necesiten hacer ejercicio viendo los demás vídeos de este programa.

Este ejercicio suave te ayudará a combatir el dolor de espalda. No olvides que para llevarlo a cabo necesitarás una goma elástica.

¿Hablamos por Facebook? Estamos aquí: www.facebook.com/sikanaES

Han ayudado a crear este tutorial
OrianaTosiani - Sikana
OrianaTosiani
Translation
Cargando comentarios ...

Con este ejercicio te enseñaremos a fortalecer los músculos de la espalda con al ayuda de un compañero.

No olvides consultar con tu médico sobre tu aptitud física antes de realizar el ejercicio.

El fortalecimiento de estos músculos te ayudará a prevenir los dolores y la rigidez de espalda.

Necesitarás una banda elástica para ejercicios.

La actividad se compone de dos partes: la posición y el movimiento.

En primer lugar, veamos la posición.

Colócate frente a tu compañero, con los pies separados a la altura de la cadera.

Ahora, da un paso atrás.

Estira la columna y eleva el cuerpo hacia arriba para así poner la espalda derecha. Eleva la parte trasera de tu cabeza lo más alto posible, pega el mentón al pecho y mantén la vista al frente.

Para evita arquear la espalda, mueve la cadera hacia atrás y aprieta los músculos del torso para que la espalda quede recta.

El paciente deberá agarrar una esquina de la banda elástica con cada mano con los brazos estirados.

El asistente deberá agarrar la parte central de la banda con ambas manos y separarse del paciente para que la banda quede en tensión.

Mantén los brazos doblados formando un ángulo recto.

En segundo lugar, pasemos al movimiento.

El paciente deberá inspirar mientras tira de los codos hacia atrás abriendo el pecho y juntando los omoplatos.

Asegúrate de que tus pies estén apoyados en el suelo y que los talones no se eleven.

Para realizar este ejercicio correctamente es conveniente contraer los músculos del torso para mantener la espalda recta.

El asistente deberá hacer contrapeso con su cuerpo ayudándose de las piernas.

Mantén los brazos doblados.

Intenta no moverte durante el ejercicio.

Repite el ejercicio 10 veces.

Existe una variante para incrementar la dificultad de este ejercicio. En ella el asistente realiza el mismo movimiento que el paciente. Esto aumenta la intensidad del esfuerzo de manera significativa.

Repite este ejercicio 2 o 3 veces por semana y enseguida te darás cuenta de los beneficios.

¡Te toca!

Descarga
En poursuivant votre navigation sur ce site, vous acceptez l'utilisation de cookies pour vous proposer des services adaptés à vos centre d'intérêts. En savoir + OK