¿Cómo evitar tener frío en casa?

Visto 303 veces
Archivos y descripción

En este vídeo te damos consejos e información para que protejas tu casa del frío sin gastar más dinero en electricidad o gas.

Para lograr una buena protección contra el frío deberás tener en cuenta dos aspecto principales: proteger las entradas de aire y reforzar el aislamiento del suelo.

Además de este vídeo, te animamos a que accedas a los demás tutoriales que componen nuestro programa para aprender otros métodos para protegerte del frío, como el aislamiento de las paredes y los techos.

CHEVALREX "Retour du soleil" Publicado por Alter K
KITTY JOEY AND THE TRAMP "Whistle in the breeze" Publicado por Alter K
VICTOR ARROW "Free as a butterfly" Publicado por Alter K

Cargando comentarios ...

En este vídeo aprenderás a protegerte del frío dentro de tu casa.

Para lograr una buena protección contra el frío deberás tener en cuenta dos aspecto principales: proteger las entradas de aire y reforzar el aislamiento del suelo.

En primer lugar, proteger las entradas de aire

Los marcos de ventanas y puertas son las principales entradas de aire.

Para reforzar el aislamiento de las ventanas, puedes instalar contraventanas, cortinas o ambas.

Las contraventanas tienen la ventaja de protegernos tanto de la luz como del aire frío del exterior.

Durante la noche procura cerrar las contraventanas no solo de tu habitación, sino también las de toda la casa.

A continuación, las cortinas.

Tienen el mismo efecto que las contraventanas pero dentro de tu habitación.

Bloquean el aire proveniente del exterior e impiden que se propague por toda la habitación. Para aislar tu habitación de una manera aún más efectiva, combina cortinas y contraventanas. Lógicamente, cuanto más gruesas sean las cortinas, mejor asilarán.

Puedes mejorar la impermeabilidad de las ventanas instalando una junta aislante.

Para comprobar que funcionan bien, pon un mechero delante de la ventana.

Si la llama se mueve, es señal de que el aire está entrando por la ventana.

También puedes abrir la ventana y comprobar la junta.

Si está aplastada o rota, será por ahí por donde entre el aire.

Una junta para una ventana no es cara y se puede encontrar con facilidad en las tiendas.

Incluso puedes hacerlo tú mismo.

Para ello, deberás despegar la junta antigua y reemplazarla por la nueva.

Por último, el aire también puede colarse por debajo de las puertas.

Para evitarlo, puedes colocar burletes.

Este accesorio bloquea el hueco entre el suelo y la parte inferior de la puerta impidiendo que el aire frío entre en la habitación.

En segundo lugar, Reforzar el aislamiento del suelo.

Cuidado: instala estos accesorios únicamente debajo de las puertas que dan al exterior o alterarás la circulación del aire.

El suelo también puede ser una fuente de frío en tu hogar.

Las alfombras o moquetas contribuyen a reducir la sensación de frío.

La alfombra es una manera simple de mantener el calor sin tener que asumir al gasto que supone una obra.

Si decides comprar una alfombra o una moqueta, infórmate sobre su propiedades aislantes.

Ahora ya conoces algunos trucos para protegerte contra el frío.

Descarga
En poursuivant votre navigation sur ce site, vous acceptez l'utilisation de cookies pour vous proposer des services adaptés à vos centre d'intérêts. En savoir + OK