ENTENDER el BRF (Madera Ramial Fragmentada)

Visto 10,051 veces
Archivos y descripción




Han ayudado a crear este tutorial
pamacabu - Sikana
pamacabu
Translation
victoriarodriguez - Sikana
victoriarodriguez
Translation
Cargando comentarios ...

Para entender bien la MRF, una técnica proveniente de Francia, debemos conocer de dónde proviene el término.

El término MRF evoca la madera, es decir, los árboles.

De hecho, se trata de las pequeñas ramas que los árboles producen en un año.

El rameal es la parte del árbol donde hay más riqueza, diez veces más que en la madera del tronco o en la madera de las ramas.

El término MRF evoca también la idea de fragmentación, un aspecto esencial de este método.

Nos dimos cuenta de que cuando cortamos estas ramas en pequeños pedazos, contribuimos al desarrollo del ecosistema de los hongos.

La fragmentación hace que los hongos se instalen en la MRF.

Si tenemos una rama de un metro de largo, la única entrada posible para el hongo es el lugar donde cortamos la rama.

En este caso, el hongo será incapaz de penetrar la corteza de las ramas.

Las únicas estaciones donde se expande la MRF son a finales del otoño/principios del invierno y durante el invierno.

La primera ventaja de la MRF es que la capa de ramaje que colocamos sobre el suelo va a actuar como una manta sobre la que se van a instalar los hongos.

Según Gilles Lemieux, el terreno agrícola es una réplica del suelo forestal, pero sin los árboles.

El abrigo que le aportamos a través de la capa de madera fragmentada depositada en el suelo, va a permitir el desarrollo de la fauna y la flora del terreno al abrigo de las heladas.

Los hongos del suelo pueden desarrollarse hasta una temperatura de 7 grados bajo cero.

Por eso y como decíamos, hablamos de un fenómeno que funciona en invierno, aunque su desarrollo sea lento.

Cuando tomamos una rama pequeña entre las manos, vemos que es muy flexible, que podríamos prácticamente hacer un círculo con ella.

Si tomamos una rama con un diámetro de la talla de un pulgar, llegaremos a un punto de ruptura.

Este punto de ruptura se produce en esta rama y no en las más pequeñas porque la molécula de la lingina aún no está constituida en éstas.

La lingina que se va creando en las ramas va a permitir que los hongos penetren en la madera.

Los hongos van a romper la molécula que se está formando, haciéndola digestiva para toda la fauna que se va a instalar posteriormente

Un hongo que encuentra lingina en forma de molécula no polimerizada, es decir, aún abierta, segrega enzimas que van a abrir aún más las puertas de entrada a este manjar

Estas enzimas contienen elementos bióticos (súper vitaminas) y elementos abióticos o antibióticos, es decir, medicamentos

Los elementos que segregan los hongos están asociados al humus, que va a dar a la planta un acceso directo a los medicamentos. De este modo podrá responder a eventuales ataques de hongos perjudiciales, de parásitos o de insectos.

Para los productores, horticultores o arboricultores, la MRF trae muchas ventajas

Utilizando la MRF Hemos calculado un 50% de ahorro de agua en Sahel, en África.

En una granja en Francia, hemos calculado un 80% de ahorro de agua.

Por lo tanto, el uso de MRF refuerza la independencia de los agricultores, que además pueden servirse directamente del agua de la lluvia. Esto genera una repercusión en términos de costes.

Según los estudios realizados por la Universidad de Laval, hemos ganado por lo menos un 150%, y en ocasiones hasta un 160% en términos de productividad utilizando la MRF.

Por ejemplo, en 2006 plantamos 3,6 metros de calabacín utilizando la MRF. Cuando la recolecta comenzó, obtuvimos 160kg de calabacines de entre 20-25 cm de longitud.

En agricultura estamos obligados a utilizar fertilizantes todos los años.

Sin embargo, gracias a la técnica de la MRF, el suelo tiene más autonomía y este efecto dura entre 4 y 5 años.

Si creamos una parcela de un metro por un metro en nuestro jardín y añadimos 3 o 4 cm de MRF, veremos los resultados rápidamente.

Podemos alcanzar la autonomía alimentaria suficiente con un pequeño jardín, como lo mencionaba Pierre Rabi cuando hablaba de la "superficie mínima para ser autónomos"

Para obtener el aplastado o MRF en la ciudad, puedes preguntar al servicio técnico de la alcaldía qué hacen con la madera tras la poda o la tala de árboles.

Incluso en París se utiliza la técnica de la MRF.

En ocasiones los servicios de la alcaldía te entregarán la madera directamente.

Para un jardín de 100 metros cuadrados, deberás utilizar 3 metros cúbicos de MRF.

Si estás en el campo y te cuesta encontrar estas ramas, prueba a poner un pequeño anuncio en el diario municipal.

Las ramas provienen del suelo, y es allí donde debemos devolverlas.

Descarga
En poursuivant votre navigation sur ce site, vous acceptez l'utilisation de cookies pour vous proposer des services adaptés à vos centre d'intérêts. En savoir + OK